Matamoros
10

Obreros de Ciudad Juárez pagaron 3 mdp a Susana Prieto por defenderlos

17 enero, 2019
23310 Vistas
0 Comentarios
13 minutes read
Obreros de Ciudad Juárez pagaron 3 mdp a Susana Prieto por defenderlos

Cd. Juárez, Chihuahua.- En una investigación realizada por “Norte Digital” de Ciudad Juárez quedó de manifiesto las estrategias que realizan los abogados para alentar los movimientos obreros, a fin de obtener ganancias millonarias.

Según la investigación firmada por Carlos Omar Barranco, en el año 2015 el escenario mediático de Ciudad Juárez se vio copado por abogados laboralistas encabezando movimientos obreros.

Por lo menos hubo 6 protestas que instalaron campamentos afuera de plantas industriales, las más conocidas Foxconn, Eaton, ADC y Lexmark.

A la fecha de este reporte, ninguna manifestación ha culminado en un beneficio permanente para los trabajadores, pero sí ha habido pago de jugosas indemnizaciones.

Cifras oficiales hablan de casi 50 millones de pesos en menos de un año, pagados por plantas maquiladoras a obreros inconformes.

De acuerdo con fuentes consultadas en las que se han incluido a todos los actores que participan en el conflicto (obreros, autoridades, empresarios y juristas), la forma en que operan estos abogados a los que se les conoce en el argot popular como coyotes, es azuzar a los trabajadores para que se enrolen en supuestos movimientos sindicales, con tal de ejercer una presión mediática que obligue a las plantas a despedirlos y pagarles indemnizaciones, de las que ellos obtendrán un elevado porcentaje, como pago de honorarios.

La negociación de los representantes legales no se realiza en los tribunales laborales, sino en la calle, atrayendo los reflectores de los medios masivos para lograr sus fines.

Al principio, la mayoría de los medios locales entraron en la dinámica que convenía a los abogados, pero al correr de los meses la estrategia fue quedando al descubierto y la prensa juarense empezó a desmarcarse de la cobertura.

Entonces los abogados acusaron que el gobierno había coptado a los periodistas y recurrieron a medios internacionales como el periódico inglés The Guardian, o nacionales como el sitio Sin Embargo, quejándose de que en Ciudad Juárez la prensa estaba vendida.

En el periodo enero-noviembre de 2015 plantas maquiladoras asentadas en Ciudad Juárez, pagaron 48.4 millones de pesos por indemnizaciones a 3 mil 670 trabajadores, que interpusieron demandas laborales por diversos motivos.

Los argumentos más recurrentes fueron exigencia de mejores salarios, formación de sindicatos y cese a hostigamiento laboral.

El 72 por ciento de los pagos -unos 35.3 millones de pesos- se hicieron sin pasar por juicios.

Las demandas se fueron “desinflando” con el paso del tiempo, tanto por errores en la presentación de requisitos ante la Junta Local de Conciliación, como lo informó su presidente Joaquín Barrios, como por el hecho de que una vez que los obreros inconformes obtuvieron su liquidación, de inmediato buscaron otro empleo.

De acuerdo con diversos protagonistas de la escena pública en los tiempos en que ocurrieron las protestas, quienes salieron ganando en los episodios fueron los abogados, que cobraron comisiones de entre 20 y 33 por ciento a sus representados.

“Estos movimientos son creados por abogados que buscan más que nada el provecho personal, porque ellos cobran a las empresas -por debajo del agua- para quitarles el conflicto y además cobran el 33 por ciento de las liquidaciones de cada uno de los trabajadores”, acusó el diputado Jesús José Díaz Monarrez, secretario general de la Federación Regional de Trabajadores del Norte, filial de la CTM.

Díaz Monarrez señaló directamente que en la planta Foxconn Scientific Atlanta, la abogada Susana Prieto, se llevó 3 millones de pesos y fracción, de lo que les cobró a los obreros que representó.

“Ahí le va diciendo por qué esos movimientos son creados por los mismos abogados y luego, sagaces que son, piden el registro sindical a sabiendas que el gobierno del Estado, difícilmente se los va a otorgar ¿y qué obtuvieron los de ADC por el registro sindical, nada, sus condiciones laborales siguen siendo las mismas”, comentó.

“Por ejemplo en Lexmark los obreros desconocen que la empresa ya quiere negociar con ellos, pero no con esa abogada, Susana Prieto, por el historial que tiene, porque es una persona que tiene un historial negro, es una artista que se desgarra el vestido y brinca y grita, que dice que quiere ayudar a los trabajadores, pero si los quiere ayudar ¿por qué les cobra? ¿por qué los tiene a la intemperie, en una situación innecesaria porque donde se debe sentar a negociar con el patrón es en la Junta de Conciliación? ¿cuál es la intención de tenerlos ahí? ¿cuál es la intención de cobrarles el 33 por ciento? No es ilícito porque son sus honorarios y a ese acuerdo llegó con sus representados, pero es claro que abusa de la ignorancia de los trabajadores”, remató.

De acuerdo con el expresidente de la Barra y Colegio de Abogados de Ciudad Juárez, Jesús Eduardo Mariscal Ojeda, lo que hacen los litigantes es un abuso, porque la manifestación de los obreros no surge de una inconformidad generalizada, que vaya creciendo de planta en planta, sino de una “estrategia para cobrar comisiones” por parte de los legistas.

Mariscal Ojeda opinó que no se vale incitar a los trabajadores para que se manifiesten “de una manera arbitraria e ilegal”, porque “se pone en riesgo la cultura de la legalidad”.

“Tienen que respetar la ley, como abogados tienen que guiar a los trabajadores para que en el marco de la ley se manifiesten, no en las calles, esto no es cosa de manifestarse en las calles”, expresó.

La maquiladora, dijo, tiene sus salarios, sus prestaciones, y a quien no le guste trabajar en una maquiladora, hay otras fuentes de trabajo.

En ese sentido -alertó- se está espantando a quien invierte, a las empresas que quieren ampliarse o constituirse en la ciudad, con un panorama de desorden y de anarquía.

“Necesitamos hacer un llamado a esos abogados, para que se conduzcan dentro del marco de la ley”, señaló Mariscal.

Son 3 los abogados que encabezan la lista de expedientes laborales ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje en esta frontera, pero solo una destaca además, por su presencia mediática.

Se trata de Susana Prieto Terrazas, quien actualmente radica en El Paso y hasta noviembre del año pasado llevaba mil 317 casos ante la autoridad laboral, lo cual por si mismo representa más del 10 por ciento del total de casos atendidos en esa instancia.

El primer lugar por número de casos lo tiene Jesus Castañeda Nájera, a quien se le identifica como el precursor de los coyotes en la Junta Local.

La diferencia entre Nájera y Prieto radica básicamente en que el primero se ha mantenido en un bajo perfil público, en tanto que la segunda, ha utilizado la estrategia contraria.

El año pasado obreros y obreras representados por ella tomaron acciones que jalaron de inmediato los reflectores de los medios, como por ejemplo que los obreros salieran a botear a los cruceros para pedir cooperación, montar campamentos permanentes afuera de las fábricas, parar las líneas de producción, quemar uniformes e incluso hacer una marcha en la Ciudad de México.

Algunos medios nacionales e internacionales dieron cobertura a los sucesos llamativos de Prieto, pero en ningún caso el asunto derivó en una protesta generalizada de obreros.

Una vez que la abogada logró el pago por parte de la empresa demandada, su lucha social terminó.

Abogada acusa al gobierno

Para la abogada Susana Prieto, quien tiene el segundo mayor número de demandas interpuestas ante la Junta Local contra diversas empresas, el Gobierno del Estado de Chihuahua enfila una campaña sucia hacia abogados que representan a trabajadores en juicios contra plantas maquiladoras.

“Basta de estar denostando el movimiento legal, legítimo, de los trabajadores, los trabajadores gritan por hambre ¿no quieren que los trabajadores paguen honorarios a los abogados? pues entonces, que les dejen tener representación sindical legal a ellos para que puedan defenderse solos y les mejoren las condiciones generales de trabajo y nos den en la jeta y levantemos las carpas”, expresó el 27 de noviembre durante una protesta frente a las oficinas del gobierno estatal de esta frontera.

De acuerdo con Prieto, la razón por la que la maquiladora solo tiene el 1 por ciento de demandas aquí, es el hostigamiento de que es víctima el trabajador cuando es despedido injustificadamente.

“Cuando a un obrero que solo tiene estudios de primaria le dicen, firma tu renuncia o te voy a poner una demanda de 80 mil dólares, porque generaste un gran problema en tu linea, obviamente esa persona entra en pánico y firma”, relató.

“Cobrar por nuestro trabajo no es ilegal”, reclamó Prieto en la protesta realizada afuera de las oficinas estatales.

Después, en una vigilia a la que se unieron organizaciones de izquierda, la abogada repitió que estaba siendo víctima de acoso por parte del gobierno y que la prensa local estaba vendida a los intereses de la maquila.

El 29 de diciembre del año pasado la Junta Local emitió un comunicado en el que informó que le fue negado el registro sindical a los trabajadores de Lexmark, representados por Prieto, por no cumplir requisitos de Ley.

Al día siguiente la abogada convocó vía Facebook a una rueda de prensa para dar un posicionamiento público.

En los días que siguieron la abogada escaló su estrategia de defensa a escenarios nacionales e internacionales, organizando protestas en la Ciudad de México y Lexignton, Kentuky.

Su última acción fue llevar a una obrera de maquiladora a la arena política, para que junto con otros de sus compañeros, se inscribieran ante el Instituto Estatal Electoral para buscar una candidatura independiente a la alcaldía de Ciudad Juárez.

La jugada tuvo nuevamente resonancia en medios nacionales y extranjeros.

Los comentarios están cerrados.