Nacional
Like

En paro, ocho mil médicos residentes por falta de pago

16 abril, 2019
73 Vistas
0 Comentarios
6 minutes read
En paro, ocho mil médicos residentes por falta de pago

Cd. México.- Tras mes y medio de protestas pacíficas, unos ocho mil médicos residentes de 83 hospitales del país iniciaron asambleas permanentes (paro de labores indefinido), en exigencia de que la Secretaría de Salud cubra quincenas atrasadas, el “bono sexenal” y que se dignifique su profesión.

En punto de las siete de la mañana, la Asamblea Nacional de Médicos Residentes (ANMR) anunció el inicio de una “asamblea académica”, la cual se extenderá hasta que las autoridades de Salud cumplan con sus demandas.

“Hoy entramos en asamblea académica de manera prudente y pacífica. Hoy sí va por nosotros y las futuras generaciones, por mejorar las condiciones de los médicos residentes, por solidaridad a nuestros compañeros y por continuar brindando atención de calidad a los pacientes”, expusieron los residentes en un comunicado.

Al paro de labores se sumaron médicos residentes de 34 hospitales e institutos de alta especialidad de la Secretaría de Salud de la Ciudad de México, así como de centros de salud de Yucatán, Guanajuato, Estado de México, Oaxaca, San Luis Potosí, Sonora, Veracruz, Tabasco, Querétaro y Tamaulipas. También de Puebla, Durango, Coahuila, Morelos, Nayarit, Jalisco, Michoacán, Aguascalientes, Nuevo León, Colima, Zacatecas y Baja California.

Previo al inicio de la nueva jornada de protesta, los médicos residentes del Hospital General de México “Gerardo Liceaga” anunciaron que no se iban a sumar al paro porque ya habían llegado a un acuerdo con las autoridades de la Secretaría de Salud sobre el pago de quincenas atrasadas y el “bono sexenal”.

No ocurrió lo mismo con los médicos residentes de los servicios de Anatomía Patológica, Neuropatología y Genética Médica de ese centro de salud, quienes manifestaron su solidaridad y apoyo al movimiento convocado por la Asamblea Nacional de Médicos Residentes.

Pero en otros frentes, como los institutos y hospitales de especialidades de Tlalpan, al sur de la capital, la situación fue diferente.

Con pancartas o mantas de protesta afuera de los centros de salud y concentrados en auditorios, salas de reuniones o comedores, pero sobre todo al pendiente de cualquier caso de urgencia médica, las y los médicos residentes se daban ánimos por el alcance de esta convocatoria.

Mario Medina, paciente del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias (INER), comentó, con el poco aliento que le permitía el respirador de oxígeno y con un hilillo de voz por unos pulmones destrozados por enfisema pulmonar agudo, tras 31 años de tabaquismo, que “si no fuera por esas muchachitas y muchachitos, que no duermen, que no paran”, él no estaría aquí.

“Los apoyo en su protesta, porque ellos y las enfermeras son los que realmente se llevan las chingas. Ahí los ves en las madrugadas, deambulando de cama en cama para preguntar si uno está bien, y en las mañanas haciendo chequeos y preguntando si ya comimos o cómo nos sentimos. Mis respetos la verdad”.

Algunos residentes, como Diego H., del Hospital Infantil de México, denunciaron que desde hace dos semanas algunos doctores –que llamó “vacas sagradas”– le han advertido que, de seguir su protesta, bloquearán su titulación y posible ingreso a cualquier centro público de salud, incluyendo IMSS e ISSSTE.

Hasta no constatar que se cubrieron los pagos atrasados y el bono sexenal a los ocho mil médicos residentes de los 31 estados del país y la Ciudad de México, el paro de labores continuará, señaló la ANMR.

En conferencia de prensa en la Secretaría de Salud, luego de una reunión privada con autoridades de esa dependencia, las doctores representantes de los médicos residentes puntualizaron que las “asambleas académicas” o “trabajo bajo protesta” no se levantarán hasta que se realice un monitoreo de que efectivamente ya se cubrieron esos adeudos.

Y es que en el transcurso de la conferencia de prensa, Pedro Flores Jiménez, titular de la Unidad de Administración y Finanzas de la Secretaría de Salud, aseguró que en ese momento le había llegado información del área de Recursos Humanos de la dependencia, que aseguraba que ya no había adeudos con los médicos residentes.

Sin embargo, minutos antes, el funcionario había comentado que de los ocho mil médicos residentes que tiene registrada la Secretaría de Salud, a tres mil 365 ya se les había cubierto el pago, mientras que a los cinco mil siete restantes correspondía procesarlos a las Secretarías de Salud estatales.

Incluso, afirmó que ya habían cubierto esos adeudos en Coahuila, Nayarit, Nuevo León, Querétaro y Zacatecas.

Los comentarios están cerrados.