Exterior
Like

Vecinos cuidaron a hijos de migrantes que fueron detenidos en Mississippi

8 agosto, 2019
463 Vistas
0 Comentarios
2 minutes read
Vecinos cuidaron a hijos de migrantes que fueron detenidos en Mississippi

Estados Unidos.- Hijos de las 680 personas que fueron arrestadas el miércoles en una masiva redada de la oficina estadounidense de migración (ICE) en Misisipi, Estados Unidos, pasaron la noche en un gimnasio con la ayuda de los vecinos.

En la mañana del miércoles, los elementos de migración ejecutó siete redadas en plantas de procesamiento de comida en seis ciudades de Misisipi. Cerca de 680 migrantes sin documentos fueron enviados en autobuses a centros de detención. Algunos serán deportados, otros serán liberados con tobilleras electrónicas.

Al salir de la escuela, sus hijos descubrieron que sus padres ya no estaban. Según reportó la televisora local WJTV, vecinos y extraños se ocuparon de ellos y los llevaron a un gimnasio comunitario en Forest, a 80 kilómetros al este de la capital estatal, Jackson.

Fotos y videos muestran muestran niños llorando, tapándose la cara, consolándose entre ellos, sentados en el suelo con un pedazo de pizza sobre una servilleta.

“Gobierno, por favor, muestra que tienes corazón”, dijo a las cámaras Magdalena Gómez, de 11 años, con la voz cortada por el llanto.

“Necesito a mi papá y mi mami, mi papá no hizo nada, no es un criminal”.

Jordan Barnes, el dueño del gimnasio Clear Creek Boot Camp, puso a disposición el local para recibir a decenas de niños, y los vecinos llevaron comida y juguetes.

«Les proveeremos camas y tendrán comida para que puedan pasar la noche», dijo Barnes a WJTV.

El canal informó que los voluntarios habían conseguido enviar a todos los niños que habían sido alojados en este gimnasio a sus casas o a las casas de algunos de sus familiares.

El operativo fue resultado de meses de investigaciones, dijeron las autoridades el miércoles en una conferencia de prensa.

“Tienen que respetar nuestras leyes, tienen que venir aquí legalmente o no venir para nada”, advirtió Mike Hurst, fiscal del distrito sur de Misisipi.

Los comentarios están cerrados.